Entradas

Mostrando las entradas de julio, 2018

Escuchá el podcast en Spotify

CUANDO EL TRABAJO SE HACE INVISIBLE

Imagen
Día a día miles de personas se esfuerzan tras conseguir su labor, por hacer su trabajo con autenticidad y esmero, con la camiseta puesta y el compromiso en la frente. Sin embargo su propósito pasa desapercibido. Cuando esto sucede, es porque de alguna manera esa tarea se hace invisible porque todo sale a la perfección, por lo que su esfuerzo parece en vano. Pero no lo es, porque gracias a ellos todo funciona y rueda a las mil maravillas. También se hacen invisibles los trabajos de quienes no pueden vivir de lo que aman, de lo que es su pasión, porque no es posible hacer de ellos su sustento de vida. Hay tantas personas que parecen invisibles ante nuestros ojos, pero se pusieron a pensar ¿por qué sucede esto? En realidad, como son efectivos hacen que todo se encamine en forma espontanea y natural, por lo que pasan casi desapercibidos. Sin embargo, sin ellos el engranaje no funcionaría, las agujas del reloj se detendrían. Es importante, detenernos a reconocer a cada una de es

EL COLOR DE LA PARTIDA

Imagen
Notas blancas perladas se entrelazan a través de los rayos que atraviesan la ventana, ha dejado de llover. La luz delicada la sostiene, levemente se eleva perfumada por la humedad de la mañana. Fluyen lágrimas dulces y amargas, para purificar y disminuir el dolor. Tantos momentos, tantos recuerdos… todo se mezcla, una nube envuelve con delicados colores pasteles lo vivido. La luz sigue fluyendo, él la espera con una mirada trasparente y una sonrisa sincera, la toma de su mano, la abraza y recibe porque hace muchos años que la espera. Se besan y reencuentran. Las partidas llegan y nos interpelan, nos dejan mudos, perplejos, con un nudo en el pecho, y un profundo dolor que nos aplasta. La muerte se viste de gala y con prepotencia se asoma, y allí la vemos pararse desafiante, despiadada, para llevarse con su hoz a su presa. Luce ropas oscuras y repta artera hasta que logra su cometido, no lo importa tiempos ni motivos, cuando elije a su víctima no hay quien la detenga. Y así

ME DESPEINA EL DESTIEMPO

Imagen
El viento agita las hojas de los árboles, mientras un sonido envolvente me embarca en una pregunta frecuente y cotidiana que generalmente me hago cuando algo no sucede como lo esperaba : “¿Por qué llego a destiempo?” Me despeina el destiempo. Los olvidos, las culpas, los errores, las omisiones, las pocas ganas, los deseos reprimidos, las pasiones encendidas, el cansancio, los miedos… podrían ser parte de la lista que da respuesta a esta pregunta. Los destiempos huelen a tormenta, a mar embravecido, saben amargos y agrios, se muestran oscuros y opacos, ensordecedores y ásperos, llegan para cuestionar nuestros pasos, nos pisan los talones para que nos demos vuelta y miremos con detenimiento lo andado. Acompañados con un dolor punzante se instalan en el pecho porque la angustia se aloja rápidamente cuando ellos aparecen, las lágrimas también lubrican su pasaje transitorio y poco trascendente, aunque un pararse con firmeza, decisión y valentía suele ser la forma de alejarlos para encami

LA FORTALEZA DE LA CICATRIZ

Imagen
Existe una tendencia a creer que las personas más fuertes son menos sensibles, pero paradójicamente es esa sensibilidad la que les ha permitido transitar por los lugares más escabrosos. Del mismo modo, cada cicatriz se ha convertido en una fortaleza y ha solidificado su carácter. Las cicatrices son parte de nuestra historia, nos cuentan de nosotros mismos, de lo que somos y de lo que fuimos. Marcas, testigos silenciosos, que se hacen perceptibles en el cuerpo o en el alma. Pero para que algo cicatrice, cure, es necesario asimilarlo, aceptarlo, dejando atrás el rencor y el resentimiento, dos sentimientos que de alguna manera impiden la sanación o la cura. De este modo, las cicatrices cincelan lentamente, tallan, dejan huellas, surcos, espacios recorridos, marcan con su presencia nuestros días, haciendo cada uno diferente y significativo. Si miramos con atención, recordaremos cada una y el preciso momento en que se originaron. Algunas dejan secuelas más severas que otras, pero t

FRENTE A UN AUTÉNTICO DESCONOCIDO

Imagen
Descubrir un auténtico desconocido luego de mucho tiempo de tratarlo suele ser algo frecuente. Es un momento de impacto, de sorpresa del que desearíamos no ser partícipes. ¿Pero se pusieron a pensar por qué nos sucede? Allí estamos parados frente a una realidad que no nos es ajena, a la que posiblemente dimos la espalada, o vimos solo lo que queríamos ver en esa persona. Es bastante más sencillo de lo que parece, al comienzo cuando vamos conociendo a esa persona sumamos todo lo que desearíamos que tuviera, desconociendo realmente quién es . Por otra parte, para conocerla a fondo ella tiene que estar dispuesta a abrirse y a mostrarse tal cual es. Sin embargo, por diferentes motivos es placentero moldear a esa persona que vamos conociendo a nuestro antojo, sin detenernos si quiera a mirar con detenimiento cuáles son sus verdaderos atributos y defectos. Generalmente, cuando una relación vincular comienza intentamos mostrar nuestra mejor faceta, porque a nadie le gusta en primera instanc

APLAUSO MEDALLA Y BESO

Imagen
¿Cuánto de lo que hacemos lo llevamos a cabo por el simple hecho de estar bien con nosotros mismos? ¿Tantas cosas las realizamos para ser reconocidos, admirados, distinguidos? ¿Para sentirnos aceptados, queridos, mimados…? Y podrían continuar las preguntas, lo cierto es que el reconocimiento y la aprobación de los demás son importantes y tienen peso en nuestras acciones. Aunque nunca falta quien todo lo que hace con ese único fin, esperando ese reconocimiento que si bien puede ser un aliciente no debería ser el único motor a la hora de incentivarnos. Sin embargo, los   aplausos nos llegan desde la época de los griegos y romanos, como signo de aprobación de obras y espectáculos. Actualmente, los psicólogos lo ven como una necesidad de manifestar opinión. También cuando palmeamos a alguien en la espalda tiene que ver de alguna forma con este aplauso, en el que no es posible el contacto directo y entonces surge espontaneamente. Algunas veces cansados de reproches, malas caras, o

DISPUESTOS A ABRIR LA PUERTA

Imagen
Escaparse de la realidad por unos minutos es cosa habitual, lo hacemos de diferentes maneras, a través de un libro, una película, una obra de teatro, de cine, o también mediante una conversación o un simple encuentro. También colaboran en la causa la  escritura, la pintura, la realización de algún deporte o de cualquier tarea creativa en la que podamos disfrutar y sentirnos plenos. En esos instantes paramos nuestras rotativas para dar lugar a otra instancia que nos trasciende, o al menos nos permite salir de ese lugar cotidiano. La rutina suele ser gris, monótona, sin embargo se puede colorear según la creatividad e imaginación de cada compositor. Quien logra trascenderla de alguna manera, puede vibrar en una sintonía diferente, en la que es posible soñar, viajar, escuchar diferentes sonidos y aromas, descubrir nuevas imágenes y sorprenderse por algo que hasta ahora había pasado desapercibido ante nuestros sentidos. Aunque hay personas que son muy rutinarias, y nos les gusta ap

¿COMO ACCEDER A LA QUINTA DIMENSIÓN?

Imagen
Las dimensiones a través de las que nos movemos son parte de nuestra realidad, así como de la búsqueda en la que estamos inmersos cada día. La primera dimensión tiene que ver con la altura, la segunda con el ancho, la tercera con la profundidad, la cuarta con el tiempo, y la quinta es una dimensión a la que desde hace mucho se intenta llegar a través de diferentes formas y que tiene correlación con trascender a lo más profundo de nuestro ser. Esta misteriosa y quinta dimensión está íntimamente emparentada con lo que no se ve a simple vista, con lo que no se percibe fácilmente. Quien sea capaz de entrar en ella posiblemente se conecte con otras dimensiones ocultas. Quizás si nos remontamos a los principios herméticos podríamos desafiar algunas de estas preguntas buceando por el “todo, que es mente”, abiertos nuestros sentidos para llegar al universo a través de nuestro ser más profundo. Para la física clásica, las dimensiones están relacionadas con la longitud, la extensión, el volume

ENTRE SOBRESALTOS Y ESPERAS

Imagen
Entre sobresaltos y esperas, se pierde la calma. Sin embargo, intentamos que no se escape de nuestras manos con mucho esfuerzo, pero un viento helado se la lleva y un fuego intenso se apodera cuando ella se marcha. Si bien, todos buscamos de alguna manera su presencia, tenemos asumido que las turbulencias son parte necesaria para llevarse todo lo que se ha acumulado innecesario en el camino. La calma sobreviene lenta, cuando las aguas se van tranquilizando y los sedimentos se asientan en el fondo. El hecho de que se asienten conlleva a dejar en reposo lo que aún no tiene una solución, o al menos está en tela de discusión. Mientras el silencio habla, la quietud camina descalza sin prisa. Comienzan así un diálogo que trascenderá planos e ideas en busca de desaprender lo aprendido, de desapegarse de lo que ata y lastima, para dejar surgir lo inesperado. Dejarse sorprender es un hábito que algunas veces solemos olvidar, mientras la rutina nos asfixia y oxida con sus prácticas aut

DE LA MANO DE LO PROHIBIDO

Imagen
Las prohibiciones si bien tienen un porqué, suelen cargarse de un aire tedioso, incisivo. Se plantan soberanas con aire inquisidor lo que nos lleva a desafiarlas, a cuestionarlas, salvo que estemos absolutamente convencidos de que son necesarias. Cuando uno está convencido de algo no lo hace porque se lo prohíban sino desde la convicción de que es la mejor opción a seguir. Para quienes fuimos educados en dictadura, criados en ella, o quienes la padecieron tras las rejas o en el exilio, no nos resulta fácil asimilar la palabra prohibido, pues todo estaba vetado, no se podía leer, escuchar música, pensar, razonar o cuestionar, parecíamos autómatas destinados a caminar en fila, por eso esa palabra nos ha marcado a muchos uruguayos y nos suena muy mal. Asimismo, no es productiva, pues el prohibir muchas veces conlleva a un modo de rebeldía a no seguir lo establecido e ir contra la corriente. Ese prohibido nos deja maniatados, por eso los invito a cambiar de mentalidad, o al menos inten

AL LÍMITE

Imagen
La vorágine del diario vivir nos lleva a andar a las corridas, a cumplir con mil y un desafíos, a tener todo pronto para ayer y cargarnos de más obligaciones, sin ni siquiera detenernos unos instantes a ver si realmente estamos satisfechos con lo que nos sucede aquí y ahora. Vivimos rehenes del tiempo, de la tecnología y también del consumo. Ser rehén nos deja atados de alguna manera de pies y de manos, o al menos maniatados en cierta medida. Es como si un pequeño chaleco de fuerza nos impidiera movernos con absoluta comodidad. Algunas veces, logramos escapar de estos frenos que nos detienen el paso, y es entonces que respiramos profundo y nos oxigenamos. Limitados en nuestros tiempos, en nuestras tareas y compromisos emprendemos los días, aún aquellos que están menos ocupados se ven igualmente limitados por las pautas que impone la sociedad actual, que nos induce a ser seguidores de sus propuestas para no quedarnos afuera del entorno y la realidad que nos circunda. Porque de

¿LO BUENO CUESTA CARO?

Imagen
Dicen que un vaso de felicidad se paga con un barril de tristeza, y no deja de tener sentido, ya que tanto la felicidad como la tristeza no son constantes, sino que se contraponen haciéndose finitos hasta sobreponerse una por encima de la otra. Un error muy común es creer que todo es para siempre, cuando en realidad tan sólo somos dueños de un pequeño cuerpo que cambia de forma constante y del que poco dominio tenemos. Todo pasa en ese devenir que fluye, mientras que lo que queda forma en nosotros nuestra verdadera esencia. Pero además, ¿por qué un vaso de tristeza no se puede saciar con uno colmado de felicidad? Todo es muy relativo y depende de la situación o circunstancia que estemos transitando. Sin embargo, se aleja de esa relatividad lo que es bueno, ya que se ve empapado de sacrificio, esfuerzo, trabajo, tesón, compromiso, entrega, es decir, amor. Por lo tanto, tiene un costo elevado que si bien redundará en buenos términos, no se lograrán de la noche a la mañana. De

NO SE PUEDE MATAR A UNA IDEA

Imagen
Llega julio húmedo y frío, con su pilot y sus botas puestas. Camina decido mientras   su barba grisácea se pierde entre la bruma del atardecer.   Así, las ideas buscan iluminarse para no  perecer  en el melancólico ronquido invernal, al tiempo que se congregan alrededor de un chocolate caliente que las haga sentir con vida. Reunidas en torno a la estufa de leña, las ideas se pierden con la mirada absorta en el fuego, con ese chispear vivo y cautivante, parecen fugarse a una dimensión en el que el invierno no puede entrar.   La más débil, cansada de no iluminarse, comienza un relato que deja a todas cautivas:     -Hace muchos años atrás cuando yo era muy joven, un señor llegó con su metralleta e intentó bajarme en el primer tiro. Recuerdo que lo miré aterrada y pensé: "en cuanto el metal me atraviese desapareceré". Sin embargo, para mi sorpresa lo esquivé con tanta facilidad, que quedé atónita. Así los balazos se fueron sucediendo y yo me fui moviendo cada vez con m