martes, 8 de febrero de 2011

¿QUÉ NOS DIFERENCIA A LAS MUJERES Y A LOS HOMBRES?

Por Andrea Calvete

Hombres y mujeres nos lastimamos a diario, pues como escribe John Gray “Los hombres son de Marte y las mujeres de Venus”, Marte según la mitología romana era el dios de la guerra, mientras Venus la diosa del amor, la belleza y la fertilidad, y desde aquí comienzan un gran número de diferencias que traen aparejado muchos malos entendidos y complicaciones.

Y es así cuando nos ponemos a hablar personas de distintos sexos al  plantearnos temas sentimentales o amorosos, las campanas suenan muy distintas, y es que en el fondo aunque tanto la mujer como el hombre son capaces de enamorarse, las manifestaciones suelen ser totalmente distintas. La mayoría de los malos entendidos surgen al conferir significados diferentes a expresiones iguales.

Entonces lo que para uno es un halago o una gracia para otro puede ser una falta de atención u ofensa, ¡qué complicado!, y es que pensamos o percibimos las cosas de manera diferente, y aunque intentemos igualarnos en derechos y obligaciones, sentimos diferente, y en tal sentido la biología ha sido sabia, nos diferenciamos genéticamente, hormonalmente, nuestros cuerpos son diferentes y también funcionan en forma distinta.

Las mujeres cuando se involucran amorosamente, ponen en forma inmediata un componente sentimental, que al hombre le cuesta mucho más tiempo incorporar, lo que para una mujer fue un encuentro sumamente romántico, para el hombre fue un sensacional momento de pasión, y al otro día si se encuentran comienza un gran mal entendido. Ella lo mira esperando palabras de dulzura, cariño, mientras él le dice: “Qué noche impresionante, qué se repita” y esto por ser delicada seguramente alguno diga algo bastante más subido de tono, pero no hace falta que sea más explícita…

Ella esperará que el celular suene, o un mensaje llegue, él pendiente de que el celular suene pero no para verla a ella o comentar la noche anterior, sino para arreglar la partida de cartas o fútbol que le quedó pendiente con los amigos.

Pero a esta altura ya sabemos que biológicamente nos separan muchas diferencias, que nos llevan a reaccionar de forma opuesta, pero a pesar de que este Muro de Berlín, nunca será derribado somos los unos para otros una parte importante de la vida y complementaria.

Desde la genética comienzan las diferencias, de los 46 cromosomas humanos en las mujeres un par son xx y en los hombres xy. El cromosoma y es el que determina la masculinidad, genéticamente la mujer es más fuerte que el hombre, el hombre padece mas enfermedades hereditarias.

Desde el punto de vista del aprendizaje las niñas dominan el aprendizaje verbal, los rostros humanos, mientras los varones tienen mayor habilidad con las líneas ángulos, perspectivas y los objetos, de aquí su poderosa atracción por la figura de la mujer.

Con respecto a las diferencias fisiológicas: La talla, el peso, la capacidad pulmonar, la masa muscular, la temperatura corporal, el consumo de  calorías y el tamaño del corazón en los varones es superior al de las niñas.

El cerebro de los hombres es más pesado y voluminoso, lo que no guarda relación con la inteligencia. Asimismo, las mujeres soportan mejor el dolor que los hombres, debido a que están acostumbradas a los dolores menstruales y de partos.

Otra pregunta frecuente es ¿cómo una mujer puede hacer varias cosas a la vez en forma correcta, mientras que al hombre le resulta más difícil, la explicación es sencilla, las mujeres manejan mayor tráfico de información entre los hemisferios cerebrales, debido al mayor grosor del cuerpo calloso. Mientras que el cerebro del hombre está más encapsulado, el de la mujer es más fluido.

Un estudio llevado a cabo por  científicos de la Facultad de Medicina de Harvard mostró que partes del lóbulo frontal, que alberga las funciones de toma de decisiones y resolución de problemas, son proporcionalmente mayores en las mujeres, al igual que la corteza límbica, que regula las emociones.

Sin embargo, las zonas del cerebro que son proporcionalmente más grandes en los hombres está la corteza parietal, que procesa señales de los órganos sensoriales e interviene en la percepción espacial, asimismo, controlan las emociones y la conducta social y sexual de mejor manera que las mujeres.

Pero, más allá de todas estas explicaciones científicas y válidas, lo cierto es que a la hora de enfrentarnos a una situación, las reacciones no han de ser las mismas, pero también hay que ver el lado positivo los complementos son necesarios, por otra parte sería muy aburrido y monótono si obtuviéramos la respuesta correcta ¿no lo creen?, así que nos seguiremos enfrentando… sólo que debemos intentar vernos con más humor, y no tanto enojo, pues las situaciones tomadas con humor son más llevaderas, vale la pena reírnos de nosotros mismos, es un síntoma de que hemos avanzado.

A continuación les presento este video subido a YouTube donde el humorista americano Mark Gungor expresa en forma muy amena las “Diferencias cerebrales entre los hombres y las mujeres”, espero lo disfruten.